martes, 26 de julio de 2011

Secretos sobre Paolo Guerrero - Goleador de la Copa América

Paolo Guerrero tiene dos años más de contrato con el Hamburgo. El sitio web del club lo elogió: “Brilló en la pequeña final de la Copa América”.
1. DIEGO ENRIQUE, SU HIJO
He hablado dos veces con Paolo Guerrero. Las dos en la Videna. Guerrero es un hombre que protege con celo de pitbull su vida privada. Ahora ha cambiado un poco, ahora cede y en la copa, por ejemplo, habló de su afición por los autos y los caballos. Con frialdad, claro. El único tema que lo ablanda es Diego Enrique, el hombre del que Paolo sí está profundamente enamorado. Diego Enrique es su hijo de 7 años, fruto del noviazgo con la brasileña Marja Irene Santana. “Me duele mucho estar sin él”, me dijo con el tono nostálgico del que quiere volver a casa alguna vez. Diego Enrique no vive con el ‘9’ de la copa. El pacto de amor ha sido sellado con tinta indeleble: Guerrero tiene tatuado su rostro a la altura del abdomen.

2. LOS NÚMEROS
El primer niño futbolista nacido en 1984 –su cumpleaños es el 1 de enero- anotó cinco goles en la última copa y no solo se convirtió en el máximo artillero, sino que ya es el mejor anotador en actividad de la selección, con 15 goles. Superó los 13 de Pizarro, los 12 de Farfán. No es su único récord: su tercer gol a Venezuela, el 4-1 fue el tanto 200 de Perú en el campeonato. Con los tres goles de ese día subió al podio peruano con ‘hat trick’ en copas: Lolo (1939-1941) y Miguel Loayza (1959). Pero nunca hizo goles con Alianza. Tiene ocho caballos. Su hermano querido es el ‘Coyote’ Rivera. Usa la ‘9’.

3. PAOLÍN NUNCA MÁS
Teatro Canout. Un día cualquiera del 2009. Paolo ya se cansó de que Carlos Álvarez, el humorista más famoso de la televisión, le diga Paolín: “Si él es homosexual, no quiere decir que yo lo sea”, golpeó. Este problema, que parecía camino a tribunales, se acabó gracias a un carrito sanguchero. Mario Agüero acudió al programa de Álvarez, “Trampolín latino”, para pedir ayuda económica. Paolo se la dio y le regaló el carrito. Fue la primera vez que los dos hablaron cara a cara, sin caricaturas. El tema no se volvió a tocar. Quienes conocen a Paolo dicen que cada Navidad destina un dinero para apoyar a una ONG. Es su lado B.

4. GUERRERO, LOS AUTOS Y SCHUMACHER
A los 19 se compró una Pathfinder. A los 23 un Porsche. El año pasado adquirió un Ferrari F430 Spider de 250 mil dólares. Lo diseñó el campeón de Fórmula 1 Michael Schumacher. Corre a 310 kilómetros por hora. “Es un sueño hecho realidad”, dijo al vuelo Paolo Guerrero al diario alemán “Hamburger Morgenpost”, como quien se escapa de los ‘urracos’ de Magaly. Ahora, cosa de dos meses, se trajo a Lima un Ferrari 458 Italia, color blanco, de casi 300 mil dólares. Y pensar que hace unos años iba a la Videna en un Enatru.

5. TODAS LAS NOVIAS
Primero fue la brasileña madre de su hijo, cuando usaba trencitas. Luego fue Larissa, una rubia de ojos celestes con la que llegó a su vieja casa en Chorrillos. En el 2008 Magaly TV lo grabó con Fiorella Chirichigno, una linda modelo peruana -¿recuerda el último comercial de Brahma?-, pero no duraron. Hoy, Guerrero ha conquistado a la preciosa Talía Echecopar, ex directora de comunicaciones de Billabong. Se tomaron fotos para el Facebook, pero también han salido en “Ellos y Ellas” de “Caretas”. Esas miradas no son de patas. Imposible.

6. PEQUEÑAS INFIDENCIAS DE PAOLO
A Guerrero le faltará plantar un árbol, pero ya tiene hijo y libro. En el 2008, la editorial Estruendomudo publicó “Pequeñas infidencias” y allí Beto Ortiz, su autor, se lo dedicó: “A Paolo Guerrero, el Depredador”. Así se convirtió en el único futbolista peruano a quien le dedicaron un libro. Y quien sabe, del mundo.

7. GENT, EL PRIMERO
Paolo estaba en Alianza, soñaba con ir a Bayern Múnich, pero un representante lo había colocado en el Gent de Bélgica. Lo malo es que el club no estaba enterado. Un chibolazo Guerrero le contó esto a El Comercio en el 2001: “Se me acercó Guillermo Cuéllar y me hizo firmar papeles que no tenían valor, pues era menor de edad. Luego me entero de que había firmado contrato con el Gent, que estaba inclusive con la firma de mis padres [que fueron fraguadas]”. El entonces agente del delantero resolvió todo.

8. EL SUPLENTE DE AGUIRRE
El ‘9’ era Guerrero, pero el goleador era Aguirre. ‘Humildad’ García tenía un problemón para armar el equipo de Alianza porque si bien Paolo era un crack a futuro, el ‘Zorrito’ la rompía. Era el titular. Había entre ellos un año de diferencia. Paolo es categoría 84, Wilmer 83. Aguirre, que entonces era el ‘Buitre’ y no el ‘Zorrito’, era el capo de las inferiores aliancistas. Hasta que le dieron una chance a Paolo.

9. PAPÁ CONSTANTINO
Doña Petronila lo dijo clarito: “Constantino era su segundo padre”. La mamá de Paolo no exagera. Guerrero era uno de los engreídos del director del colegio Los Reyes Rojos, fallecido en el 2008. Paolo nunca olvidará las aulas de la octava promoción de Los Reyes. “De él aprendió la humildad y a querer siempre ser el mejor”, dice mamá Peta. Quizá allí se explique cómo después de un año fatal, un 2010 que lo convirtió por meses en un joven jubilado a punta de lesiones, no perdió la fe. Y hoy es el gran goleador de América.

10. LA CHAPA: NENE
La web Delgol.com explica cómo le fue a Paolo en sus primeros días en Múnich. Dice que sorprendió a sus técnicos, y en especial a Gerd Müller, el héroe germano de los setenta que por cada gol le daba un chocolate de premio. Sí, el del saltito. Quizá fue excesivo pero había algo en el peruano que lo hacía retroceder algunos años. “Me puso ‘Teófilo Cubillas’ porque él lo conocía”. A los 18, Paolo también fue el “Nene”. Mucho antes de ser el ‘Depredador’ o el ‘Krieger’. Mucho antes de ser el gran goleador peruano de la copa.

Dejanos tu comentario

Publicar un comentario

  ©Informativo Matutino | Todas las noticias nacionales y mundiales Informativo Matutino.

TOPO